EL TIEMPO Buenos Aires

Breezy

T23°
Breezy

Min: 17°C    Max: 26°C

suscribirse
Recibir resumen períodico
de las noticias y artículos
más destacados del diario.

En su primer día de gira en Chile, el Papa Francisco pidió respetar los derechos y la cultura de los pueblos originarios, afirmando que su sabiduría puede ser el gran aporte para todos

El Papa Francisco llegó el lunes por la noche a Chile en su sexta visita a Latinoamérica, la que también lo llevará a Perú en donde se encontrará con indígenas de ese país, Brasil y Bolivia en Puerto Maldonado, región de la Amazonia. En el discurso que pronunció durante el primer acto de su agenda oficial en el país trasandino recordó que en la defensa del medio ambiente, los pueblos originarios pueden ser el gran aporte.

En esta dirección, Francisco instó a los gobernantes chilenos a que escuchen a los pueblos originarios y atiendan sus derechos, lamentándose de que estos pueblos son "frecuentemente olvidados y cuyos derechos necesitan ser atendidos y su cultura cuidada, para que no se pierda la identidad y riqueza de esta nación".

Es preciso escuchar a los indígenas

El Papa entró de lleno en el problema del cuidado medioambiental y de la explotación de los recursos naturales cuando citó su encíclica "Laudato Si" y pidió no conformarse "con ofrecer respuestas puntuales a los graves problemas ecológicos y ambientales", y ofrecer en cambio "un pensamiento, una política, un programa educativo, un estilo de vida y una espiritualidad que conformen una resistencia contra el paradigma tecnocrático ".

Ante ello, destacó que "la sabiduría de los pueblos originarios puede ser el gran aporte" y que "de ellos podemos aprender que no hay verdadero desarrollo en un pueblo que da la espalda a la tierra y a todo y a todos los que la rodean. Es preciso escucharlos” sentenció.

Francisco habló en el Palacio de La Moneda frente a la presidenta Michele Bachelet y pidió respetar los "derechos” y “cuidar la cultura" de los pueblos originarios. Después ofició una misa para unas 400 mil personas en el Parque O'Higgins de Santiago.

En el día de hoy el Papa se reunirá con representantes mapuches en Temuco en el corazón de la Araucanía, territorio atravesado por conflictos centenarios con el Estado chileno por lo que se espera con expectativas la palabra del jefe de la Iglesia Católica, institución que también es cuestionada por algunos grupos indígenas de la región como el Consejo de Todas las Tierras, quien prevé solicitarle al Papa definiciones sobre temas centrales como el genocidio o los territorios usurpados. Hasta el día de ayer se registraron en la zona algunos incidentes como la destrucción de algunas capillas, agresiones atribuidas por las autoridades locales a grupos anarquistas.

La Tierra, nuestro hogar y el mensaje de los originarios

Desde los inicios de su papado, Francisco ha señalado con claridad la necesidad del cuidado de la Tierra, señalando las amenazas de los excesos tecnocráticos al mismo tiempo de resaltar a las cosmovisiones indígenas como paradigmas de una relación más armónica, equilibrada y espiritual con el planeta. En su Encíclica Laudato Si, dada en Roma el 24 de mayo del 2015, en el apartado II. ”Ecología Cultural” se dedica ampliamente a estas cruciales cuestiones:

“Junto con el patrimonio natural, hay un patrimonio histórico, artístico y cultural, igualmente amenazado. Es parte de la identidad común de un lugar y una base para construir una ciudad habitable. No se trata de destruir y de crear nuevas ciudades supuestamente más ecológicas, donde no siempre se vuelve deseable vivir.

Hace falta incorporar la historia, la cultura y la arquitectura de un lugar, manteniendo su identidad original. Por eso, la ecología también supone el cuidado de las riquezas culturales de la humanidad en su sentido más amplio. De manera más directa, reclama prestar atención a las culturas locales a la hora de analizar cuestiones relacionadas con el medio ambiente, poniendo en diálogo el lenguaje científico-técnico con el lenguaje popular ” (….)

“La visión consumista del ser humano, alentada por los engranajes de la actual economía globalizada, tiende a homogeneizar las culturas y a debilitar la inmensa variedad cultural, que es un tesoro de la humanidad. Por eso, pretender resolver todas las dificultades a través de normativas uniformes o de intervenciones técnicas lleva a desatender la complejidad de las problemáticas locales, que requieren la intervención activa de los habitantes. Los nuevos procesos que se van gestando no siempre pueden ser incorporados en esquemas establecidos desde afuera, sino que deben partir de la misma cultura local. Así como la vida y el mundo son dinámicos, el cuidado del mundo debe ser flexible y dinámico. Las soluciones meramente técnicas corren el riesgo de atender a síntomas que no responden a las problemáticas más profundas. Hace falta incorporar la perspectiva de los derechos de los pueblos y las culturas, y así entender que el desarrollo de un grupo social supone un proceso histórico dentro de un contexto cultural y requiere del continuado protagonismo de los actores sociales locales desde su propia cultura. Ni siquiera la noción de calidad de vida puede imponerse, sino que debe entenderse dentro del mundo de símbolos y hábitos propios de cada grupo humano” (…)

“En este sentido, es indispensable prestar especial atención a las comunidades aborígenes con sus tradiciones culturales. No son una simple minoría entre otras, sino que deben convertirse en los principales interlocutores, sobre todo a la hora de avanzar en grandes proyectos que afecten a sus espacios. Para ellos, la tierra no es un bien económico, sino don de Dios y de los antepasados que descansan en ella, un espacio sagrado con el cual necesitan interactuar para sostener su identidad y sus valores. Cuando permanecen en sus territorios, son precisamente ellos quienes mejor los cuidan.

Sin embargo, en diversas partes del mundo, son objeto de presiones para que abandonen sus tierras a fin de dejarlas libres para proyectos extractivos y agropecuarios que no prestan atención a la degradación de la naturaleza y de la cultura”.

Seguramente en lo que resta de su nueva gira por Latinoamérica, Francisco continuará poniendo el énfasis en esta línea de pensamiento, fundamental para los tiempos en que vivimos. Quedamos a la expectativa de ello.

Por El Orejiverde

Fuentes:
La Prensa
https://www.prensa.com/mundo/Francisco-respetar-derechos-cultura-originarios_0_4942005771.html
El Heraldo
http://www.elheraldo.hn/mundo/1143592-466/papa-francisco-pide-respetar-derechos-y-cultura-de-los-pueblos-originarios
El Nuevo Diario
https://www.elnuevodiario.com.ni/internacionales/452870-papa-francisco-pide-chile-respetar-derechos-cultur/
Página12
https://www.pagina12.com.ar/89562-es-preciso-escucharlos
Carta Encíclica Laudato Si del Santo Padre Francisco sobre el cuidado de la Casa Común
Wall Mapu Futa Trawun
http://futatrawun.blogspot.com.ar/
Fecha: 17/1/2018

El Orejiverde es un proyecto apoyado por Fundación Felix de Azara Fundación de Historia Natural Félix de Azara, con el auspicio de:

Del nuevo extremo Grupo Editorial
Lof Vicente Catrunau Pincén
Universidad Nacional de Tres de Febrero

y los auspicios institucionales de

UNGRAL
PAZ Y JUSTICIA
TEFROS
RELATOS DEL VIENTO
CCAIA
Takiwasi
Genocidio
Pressenza
Universidad Popular Originaria
Grupo Universitario de Investigación en Antropología Social
Grupo Documenta
Ministerio de Educación
Grupo Inernacional de Trabajo sobre Asuntos Indígenas
Servicios en Comunicación Intercultural
BLIBLIOTECAS RURALES DE CAJAMARCA
Logo del Movimiento en Defensa de la Pacha
 ProArHEP del Departamenro de Ciencia Sociales de la Universidad Nacional de Lujan
 Universidad Nacional de Lujan
Tigre Municipio
PCCA
BIOANDINA ARGENTINA
MUSEO ETNOGRAFICO
RADIO YANDE
INAI

2015. El Orejiverde. Idea y Dirección General CARLOS R. MARTINEZ SARASOLA. Domicilio legal: Jorge Newbery 1873, 3ro B (1426) CABA.
Número de Registro de Propiedad Intelectual 5244912. - Website realizado por arazifranzoni