EL TIEMPO Buenos Aires

Soleado

T19°
Soleado

Min: 12°C    Max: 19°C

suscribirse
Recibir resumen períodico
de las noticias y artículos
más destacados del diario.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos destacó los avances logrados en el conflicto por la regularización de tierras en el departamento salteño de Rivadavia, una instancia de mediación fundamental para evitar que el caso llegue a la OEA

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) destacó los avances logrados en el conflicto por la regularización de más de 600.000 hectáreas distribuidas entre 71 comunidades indígenas y 400 familias criollas en el departamento salteño de Rivadavia, una instancia de mediación fundamental para evitar que el caso llegue a la OEA.

La Ministra de Derechos Humanos de la provincia, Marianela Cansino, expuso ante la CIDH los avances en el proceso de regularización de los ex lotes fiscales 55 y 14, en disputa entre comunidades indígenas y familias criollas, en donde la Comisión efectuó cuatro recomendaciones que la provincia debe cumplir.

El conflicto de los lotes, tomó estado público cuando en 1998 la Asociación de Comunidades Aborígenes "Lhaka Honhat", nombre wichí que en castellano quiere decir "nuestra tierra", inició una causa judicial contra la provincia, por una obra en el puente internacional de Misión La Paz, que atraviesa su territorio, en el límite entre el Chaco salteño con Paraguay.

"El puente se construyó y las comunidades le iniciaron juicio a la provincia, amparándose en los reconocimientos internacionales como el Convenio 169 de la OIT que determina que las comunidades deben ser consultadas previamente antes de iniciar cualquier actividad dentro de los territorios que les pertenecen", señaló Martín García Cainzo, Secretario de Derechos Humanos de Salta.

En ese sentido, el artículo 15 de la Constitución provincial, sobre pueblos originarios, "reconoce la preexistencia étnica y cultural de los pueblos indígenas que residen en el territorio de Salta".

El Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) y el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (CEJIL) -en representación de la Asociación Lhaka Honhat- llevaron el caso a la Justicia pero tras el rechazo a nivel provincial y nacional, en el 2003 llevaron este conflicto a la OEA por lo que la CIDH hace de mediador entre las partes.

La Asociación de comunidades exige la relocalización de las unidades productivas de las familias criollas ubicadas en esas tierras desde principios del siglo pasado, las que finalmente les fueron cedidas mediante un decreto provincial.

En junio del año pasado el gobierno salteño reconoció y transfirió la propiedad comunitaria de 400 mil hectáreas a 71 comunidades indígenas y destinó 243.000 hectáreas para las aproximadamente 400 familias criollas.

"La Comisión Interamericana sugirió cuatro recomendaciones que a medida que se vayan cumpliendo ellos pueden ir dando prórroga para que la causa no se eleve a juicio, caso contrario el juicio va a ser contra el Estado Nacional, ya que está presentado ante un organismo internacional", detalló García Cainzo.

Las recomendaciones de la CIDH consisten en "mantener un territorio libre e indiviso, y de uso único para las comunidades originarias; procurar la seguridad en la zona y evitar la tala indiscriminada con cuidados del medio ambiente; avanzar en la relocalización de familias criollas, a zonas libre de reclamos indígenas, y procurar la indemnización a las comunidades por los daños causados y la falta de consulta previa", relató el funcionario.

Y agregó que "esta instancia previa, es un acuerdo de solución amistosa, sobre el que nos comprometimos a sentar las bases de un acuerdo".

Por último afirmó que "se les dio el titulo provincial de propiedad comunitaria a las 71 comunidades pertenecientes a los pueblos wichí, chorote, chulupi y tapieté, que están involucradas en el conflicto de los ex terrenos fiscales provinciales".

La provincia de Salta, donde habitan estas comunidades, alberga la más alta diversidad cultural de todo el país, donde conviven nueve pueblos, entre ellos están los ava guaraní, chané, qom-toba, chorote, chulupí, tastil, diaguita calchaquí, wichí y tapieté.

Fuente: TELAM (Carlos Catrileo)/ http://www.salta.gov.ar/
Fecha: 6/11/2015

Notas relacionadas

El Orejiverde es un proyecto apoyado por Fundación Felix de Azara Fundación de Historia Natural Félix de Azara, con el auspicio de:

Del nuevo extremo Grupo Editorial
Lof Vicente Catrunau Pincén
Universidad Nacional de Tres de Febrero

y los auspicios institucionales de

UNGRAL
PAZ Y JUSTICIA
TEFROS
RELATOS DEL VIENTO
CCAIA
Takiwasi
Genocidio
Pressenza
Universidad Popular Originaria
Grupo Universitario de Investigación en Antropología Social
Grupo Documenta
Ministerio de Educación
Grupo Inernacional de Trabajo sobre Asuntos Indígenas
Servicios en Comunicación Intercultural
BLIBLIOTECAS RURALES DE CAJAMARCA
Logo del Movimiento en Defensa de la Pacha
 ProArHEP del Departamenro de Ciencia Sociales de la Universidad Nacional de Lujan
 Universidad Nacional de Lujan
Tigre Municipio
PCCA
BIOANDINA ARGENTINA
MUSEO ETNOGRAFICO
RADIO YANDE
INAI

2015. El Orejiverde. Idea y Dirección General CARLOS R. MARTINEZ SARASOLA. Domicilio legal: Jorge Newbery 1873, 3ro B (1426) CABA.
Número de Registro de Propiedad Intelectual 5244912. - Website realizado por arazifranzoni